A lo mejor, esta noticia es de las más esperadas. Un estudio reveló que el chocolate no es el culpable de que las mujeres ganemos libritas de más cuando lo comemos.

De hecho, el análisis comprueba que el chocolate puede ser bueno para tu figura. Sí, leíste bien, ¡puedes comer chocolate sin subir de peso!

Claro, no te emociones, siempre y cuando lo comas con moderación. Si lo haces de esta forma es muy recomendable para una alimentación saludable.

Este ansiado resultado lo dio a conocer la Universidad de Granada publicado en la revista Nutrition. Según la investigación, un alto consumo de chocolate está asociado a niveles más bajos de grasa acumulada en todo el cuerpo. Independientemente de la dieta que sigas y de la cantidad de ejercicio físico que realices.

Para llegar a este sorpresivo descubrimiento, se analizó el comportamiento de casi 1,500 adolescentes entre 12 y 17 años en cuanto al consumo de chocolate. Cruzaron los datos con sus índices de masa corporal, el porcentaje de grasa corporal y el perímetro de la cintura.

Lo llamativo es que los resultados obtenidos fueron independientes del sexo, la madurez sexual, el consumo de té o café, la edad e incluso la actividad física de los participantes, según pudieron comprobar los científicos. Por eso la Universidad de Granada afirma que el estudio es quizá el más amplio y mejor controlado realizado hasta la fecha.

De hecho el chocolate ayuda a mantenerse alerta, más despiertos y favorecer el aprendizaje, fortalece el corazón, es bueno para la piel y puede ayudar a prevenir la cardiopatía isquémica según otros estudios relacionados a este producto.

Ahora, después de leer esto, podremos comer chocolate sin tanta culpa. Te imaginas recompensarnos una vez por semana con un chocolatito amargo o el que más te guste…

Incluso, comernos uno entero en los días que nuestros ánimos estén bajos.