La retención de líquido, sensación de inflamación o hinchazón, es más común de lo que pensamos, especialmente en mujeres.

Esta, es la consecuencia de la acumulación de líquido en los tejidos del cuerpo y tiene múltiples causas. Como por ejemplo: desequilibrios hormonales, de riñones, falta de ejercicio, climas muy húmedos, exceso de consumo de alimentos altos en sodio o dificultades del cuerpo para equilibrar el paso de líquidos de una zona a otra.

Por Anabella Cuervo – @LovingHealthac

La alimentación, juega un papel fundamental para contrarrestar en lo posible este problema y ayudar a aliviar la inflamación.

Entre los alimentos recomendados, se incluyen:

  • Alimentos ricos en potasio, como agua de coco, guineo/banana, papaya, aguacate, tomate, habas, remolacha y melón.
  • Vegetales como espárragos, brócoli, coliflor, alcachofa, berenjena, apio, pimentón y tomate.
  • Frutas como piña, sandía, manzana y melón, al ser altas en agua y por tanto excelentes diuréticos.
  • Fibra, como avena, menestras/granos, chía y linaza, frutos secos, repollo, brócoli, zapallo, manzana, fresas, frambuesas, alimentos integrales hecho con granos enteros, entre otros. La fibra es ideal para combatir el estreñimiento, una de las causas más comunes de la inflamación abdominal.
  • Infusiones, especialmente infusión de diente de león (dandelion tea), té verde y té de piña natural.
  • ¡Mucha agua! Mantén tu cuerpo siempre hidratado, mínimo de 10 a 12 vasos de agua al día, esto será clave para disminuir la retención de líquido.

Sigue a Anabella y todos sus tips en su Instagram aquí.

Loading...