Ser un padrino o madrina de bautismo es un gran honor, pues definitivamente son personas consideradas muy especiales para los padres del pequeño que van a bautizar.

Por Maria Luisa Osácar

Al mismo tiempo, es una gran responsabilidad, pues el sacramento del bautismo es el fundamento de la vida cristiana, por lo que es uno de los acontecimientos más importantes para los creyentes. En él, los padrinos juegan un papel fundamental, pues ellos deben acompañar a los padres en la formación de la fe del pequeño que van a bautizar. Por lo tanto, cuando vayas a elegir a los padrinos, piensa muy bien en sus valores y su vida en la fe.

Siendo los padrinos personas tan especiales, por qué no pedírselos de una forma que los haga sentir así: especiales. Aquí te traemos algunas ideas diferentes de cómo podrías pedir a esa persona que sea el padrino o madrina de tu hijo.

  1. Si aún no ha nacido tu pequeño podrías regalarle una foto de la ecografía de tu bebé y un mensaje preguntando ¿Quieres ser mi padrino?ecografia
  2. Entregarles una botellita con agua bendita y una notita especial de ustedes, los papás, escrita especialmente para el padrino o la madrina, diciéndole las cualidades por las cuales quisieran que sean los padrinos de su hijo.

botella-agua-bendita3. Preparales un kit de padrino y madrina. Puedes incluir una camiseta o taza que diga Padrino o Madrina y un pequeño librito con fotos de tu bebé y datos básicos como el día en que nació, cuánto pesó y midió.

camiseta-padrino-madrina kit-padrino

4. Las galletitas de pastillaje están de moda, ¿qué te parece hacerles unas especiales para pedirles que sean los padrinos?

galletas-madrina galletas-padrino

5. Vestir a tu bebé con ropita que diga: ¿Quieres ser mi padrino? ¡Quién podría decirle que no a tu bebé!

ropita-padrino

 

Conoce más el trabajo de María Luisa como event planner aquí.