Khloé Kardashian por fin tiene el bebé con el que soñó por años. Sin embargo, no todo es color de rosa. En su cuenta de Twitter, ella reveló que no pudo amamantar a su hija, True, porque no tenía suficiente leche.

I had to stop breast feedingit was really hard for me to stop (emotionally) but it wasn’t working for my

«Tuve que dejar de amamantar y fue muy difícil para mí (emocionalmente) pero no estaba funcionando para mi cuerpo. Por desgracia».

Amamantar es uno de los deseos más grandes, en la mayoría de madres, desde que están embarazadas. Como bien dicen, todos los bebés y las madres son diferentes.
Actualmente, vemos marcado un prejuicio hacia las madres que, por alguna razón, no dan de amamantar y muchas veces ellas sienten culpa por no poder hacerlo.

Eso fue lo que le sucedió a Khloé. Según una entrevista de People con una fuente cercana a la familia «ella tuvo que darle suplementos y estaba preocupada de que la gente la fuera a juzgar, pero después se dio cuenta de que quería ser abierta y honesta».

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), la lactancia materna es la forma ideal de aportar a los niños pequeños los nutrientes que necesitan para un crecimiento y desarrollo saludables. Prácticamente todas las mujeres pueden amamantar, siempre que dispongan de buena información y del apoyo de su familia y del sistema de atención de salud.

No obstante, hay caso en los que la madre intenta e intenta y no lo logra. O a lo mejor, hay causas externas como alguna enfermedad o de fuerza mayor que lo impiden. Si es tu caso, no te sientas mal. Ánimo, lo más importante, como siempre decimos en Así Soy Mujer es que sigas a tu corazón de madre.

Aquí, te dejamos el testimonio de una madre: “Le di fórmula a mi hijo cuando doblegué a mi orgullo y cedí a mi necedad”. 

En el link anterior encontrarás (abajo) el contacto de dos consultoras de lactancia que te recomendamos en ASM.

Loading...