Las razones por las cuales una lactancia puede “extenderse” son muchas, como Educadora y Consejera de Lactancia mi deber es darte las pautas para que, con información basada en la evidencia científica, puedas tomar decisiones.

Hoy expondré algunas razones,

Por Rosangel Medina.

Al iniciar coloque la palabra “extender” entre comillas puesto que  antropológicamente hablando no se podía definir o segmentar la duración de la lactancia. Algunos estudios datan de que los humanos mamábamos hasta los siete u ocho años. Sin embargo, la presión social, el marketing, los mitos y muchos otros factores han hecho que la lactancia materna se interrumpa antes de lo naturalmente previsto.

Manos a la obra, o mejor dicho leche a la obra

Neurológicamente hablando, tu que me lees, debes saber que existe un componente que se llama MIELINA. Ésta se forma desde que el bebe esta en el útero, y alcanza su máximo crecimiento y desarrollo al año de vida (vista, audición, lenguaje, habla, funciones cognitivas) ella cubre las neuronas por lo menos hasta los dos años, y es la encargada de que se establezcan las conexiones neuronales y se de el crecimiento optimo del cerebro.

Pero para que se dé la mielinización debemos tener ácidos grasos.

Y adivinen….

La leche materna es rica en ácidos grasos, (los que conocemos como ÁCIDOS DOCOSAHEXAENOICO (DHA) Y ARAQUIDÓNICO (ARA)) Es la única sustancia capaz de variar en componentes a medida que él bebe crece, en la cantidad y la calidad que el lactante necesita.

Un aspecto estudiado es el aporte de estos ácidos grasos poliinsaturados. Se ha demostrado que los ácidos grasos poliinsaturados de cadena muy larga presentes en la leche materna se asocian a una mejor maduración de la agudeza visual. En una revisión reciente, se identificaron 40 publicaciones pertinentes, de las cuales el 68% concluía que la lactancia natural promueve la inteligencia.

Lee también: te décimos cómo lograr un destete exitoso.

En otro estudio reciente de la universidad de Brown, se examinó la presencia de mielina en tres grupos de niños. Las diferencias entre los tres grupos fueron sustanciales a partir de los dos años de edad:

“Hemos descubierto que la diferencia en el desarrollo de la materia blanca es del orden de entre el 20 y el 30% entre los bebés alimentados con leche materna y los niños que no fueron amamantados. Me parece asombroso que pueda haber tanta diferencia tan pronto’, explicó Sean Deoni, autor principal del estudio»

Tienes la evidencia científica, y mas allá de ella esta el componente de apego, para esas madres que trabajan fuera de casa (estar en casa también es un trabajo y trabajar desde casa igual) por ejemplo regresar y poder retomar esa conexión luego de un día agotador de trabajo es un tesoro invaluable.

Posiblemente, el mayor inconveniente de la lactancia mas alla del año de vida del bebe  en estos momentos se relacione con la pérdida de la cultura del amamantamiento, que puede ejercer presión psicológica o cierto aislamiento de aquellas madres que siguen amamantando a sus hijos más allá de las pautas consideradas actualmente como normales.

No hay evidencia alguna que demuestre que la lactancia a término sea causa de enfermedad psíquica o física en el hijo o en la madre, por lo que no hay razones médicas para recomendar ni imponer el destete por motivos de edad.

No es cierto que la lactancia a término produzca una mayor caída de los pechos. Diversos factores como la edad, la genética, el embarazo y en último lugar la lactancia es responsable de dicha caída.

Una falsa idea es que el niño no será capaz de destetarse sólo. Todos los niños dejan el pecho de forma espontánea, más tarde o más temprano, aunque la madre no induzca el destete.

La lactancia materna a término tiene un efecto protector frente a múltiples enfermedades agudas y crónicas, y mejora el desarrollo cognitivo y el ajuste social a largo plazo del bebe.

Espero que disfruten esta nota cargada de información.

Leche si hay 

Si te gustó esta nota, sigue a Rosangel en sus redes sociales aquí.