La lactancia materna es un tema muy amplio y lleno de muchas interrogante sobretodo cuando no estas informado. Conoce en esta nota información importante sobre tu pezón y cómo este afecta al momento de dar pecho.

Estando embarazadas nos hacemos muchas preguntas con relación a la lactancia y se intensifican cuando nos convertimos en madres. Muchas de estas preguntas vienen arraigadas de algunos mitos o creencias característicos del área o zona donde residimos, también por comentarios o experiencias de familiares o amigas.

Por: Rosangel Medina, educadora de Lactancia Materna.

El tipo de pezón entra dentro de este compendio de mitos

Frases como:
  • Es que tu no tienes pezón.
  • Ese pezón es malisimo.
  • Yo tenía el pezón así y no pude amamantar.
  • No vas a poder.
  • Te va a doler, y mucho.
  • El mejor pezón es el grande.

Estas frases nos aterran mucho, antes de que llegue el momento. Por eso te dejaré información valiosa que te servirá de apoyo y juntas retomaremos la cultura de amamantar.

Integrantes claves que debes conocer de tu pecho

Pezón 

El pezón humano es una protuberancia  en la parte más o menos central del seno. En la mujer sirve de esfínter para que la leche salga a través de él.

Tipos de Pezón

Hay gran variedad de pezones, (como lo ven en las imágenes) planos, grandes, pequeños, anchos, invertidos, entre otros. La importancia radica en estar educadas, con mucha dedicación y técnica para lograr la lactancia que deseamos.

Areola 

Es la porción de piel que rodea al pezón, es de color oscuro como el pezón y se oscurece aún más durante el embarazo.

Las glándulas sebáceas de la aréola son voluminosas, resaltan como pequeños granos en la superficie y segregan una sustancia que lubrica y protege la piel del pezón y la aréola durante la lactancia.

Se les llama tubérculos de Montgomery o de Morgani. ( Y te sorprenderá saber que esa sustancia tiene un olor muy similar al liquido amniótico con lo cual para el bebé será una guía para mamar con mayor facilidad, están estratégicamente ubicadas en la parte superior, coincidiendo con el roce de la nariz del bebé, estudios dictaminan que entre mas voluminosas mayor ansias de comer tendrán los bebés)

Veamos ahora el papel de estos integrantes vitales

Debes saber que estando embarazada no deberías preocuparte mucho por la forma de tu pezón (seguro te interesara también leer esta nota), cuando se da el alumbramiento de la placenta (cuando das a luz bien sea por parto o por cesárea) el diámetro de tus pezones crecerá alrededor de tres veces de su tamaño inicial, como lo explicaba en la nota anterior antiguamente se insistía en el hecho de que una mujer embarazada inicia ejercicios y exploración pezón denominados los ejercicios de Hoffman que no eran más que estiramientos del pezón y se intensificaba esta recomendación si la futura mamá tenía pezones planos, o umbilicados, sin embargo ahora gracias a la evidencia científica se ha comprobado que no es necesario y puede resultar contraproducente realizar este tipo de maniobras, ellas pueden acarrear:

  • Desconfianza, por creer que no serás capaz de amamantar a tu bebe.
  • Contracciones uterinas, acarreando embarazos prematuros.

Pero puedes realizarlos luego de dar a luz te dejo una imagen de ellos.

Una Doctora muy conocida en Panamá por tratar temas de Lactancia comenta “No hay mejor formador de pezón que él bebe” y no podría estar más de acuerdo, el bebé es el encargado de moldear a través  de su succión el pezón.

Pero…. ¿Entonces el bebé mamá del pezón?

La realidad es que no, el bebé no mama del pezón, este sirve de guía para que el bebé abra su boca y logre enganchar al pecho. También sirve de esfinter y controla el paso de la leche. Para guiarte un poco o hacerte a una idea el bebé deberá tener el pezón en la parte de atrás de su boca, este con la succión se alarga y el bebé tiene una buena porción de la areola dentro de su boca sobre todo la parte inferior. (en este punto entra el sentido común, puesto que a una mama de areola muy grande sería inverosímil decirle que el bebé debe tener toda la areola en la ¿SE LO IMAGINAN?)

Puede interesarte 5 Hábitos que debes inculcar en tus hijos pequeños

Esta imagen gráfica me gusta mucho, se observa paso a paso con detenimiento la acción en el ofrecimiento del pecho y se destaca como se elonga el pezón.

Educate y empoderate, tengo dos slogans:

«LECHE SI HAY»

«NO COMAS CUENTO, COME CONOCIMIENTO»

Conoce más de Rosangel Medina en sus redes sociales aqui