Si el camino esta siendo difícil es porque vas por el camino correcto.

Probablemente te ha pasado o te esté ocurriendo que te sientas un día y miras hacia atrás y sientes que tienes un mes o un año invirtiendo tiempo y recursos en un proyecto pero ves que no avanzas. A lo mejor se te han presentado dificultades y lo único que encuentras son respuestas negativas. Un día es bueno y dos son malos, según tus planes…

Por Mayuly González@mayulygonzalez8

A mí también me ha pasado, sé cómo se siente, es uno de los sentimientos más fuertes que he tenido, sobre todo, porque solo tú sabes cómo es estar agotada y no ver resultados. Pero así mismo de valioso es ese momento donde das paso a quedarte en el sentimiento de desesperación o salir de ahí tomando control de tus pensamientos. Sí, de tus pensamientos, porque es nuestra mente quien está dominando y somos nosotros los únicos que podemos tomar control.

Entonces la solución a tu cansancio o desesperación no es darte por vencida, míralo mejor, es un momento de recapitular y repasar esas razones por las cuales iniciaste ese proyecto. Busca esos escritos donde pusiste nombre al proyecto, las metas, las razones porque lo iniciaste, ¿el para qué?

Replantéate la siguiente pregunta: ¿Cuál es mi propósito con mi emprendimiento?

Si tu respuesta sigue siendo positiva y te vuelve a convencer que quieres continuar, entonces es momento de aplicar la frase: “Si algo no marcha mal, cambia el plan, no la meta”.

Si no es la primera vez que te encuentras agotada de intentar diferentes planes, tampoco creas que está todo perdido, hay 3 cosas más que puedes hacer antes darte por vencida y que te pueden ayudar a continuar tu plan o descubrir el siguiente paso.

Y estas no dependen del entorno, ni de las respuestas negativas, ni de los clientes que no logras conseguir, se trata de ti, se trata de la confianza en TÏ y de tu capacidad.

1-Cree en ti, en tus fortalezas y recuérdatelo a diario, Sí puedes lograr lo que te propones, ten confianza en ti.

2- Recupera el “tiempo perdido” que realmente no fue perdido, porque te dejó su experiencia, anota todas las cosas que has logrado aprender y que no vas a repetir en la próxima oportunidad y aplícalas.

3-Cuida tus pensamientos, trabaja en lo positivo busca trabajar en tu Mindset, esto te permitirá tener otra perspectiva de tus pensamientos. Entrena tu mente para lo posible, no te vas arrepentir. Tal ves el problema no esta en tu proyecto o clientes sino en el manejo que tienes de las situaciones, del control que tomas o no tomas ante las dificultades.

¡Si no controlas lo que piensas, no podrás controlar lo que haces!

Te dejo un fuerte abrazo, gracias por leerme y puedes seguirme en @mayulygonzalez8

Loading...