¿Ya tienes tu foto de viejito? Sí, tu respuesta es sí, seguro entonces ya usaste FaceApp, la nueva aplicación que se ha vuelto viral desde hace unos días, ¿pero sabías que tener tu imagen con unos años de más es una trampa? Así te roban tu información y privacidad.

Varios medios han alertado sobre las verdaderas intenciones de FaceApp. La app fue creada por Wireless Lab, empresa con sede en San Petesburgo, Rusia, dirigida por el ingeniero Yaroslav Goncharov.

Como sucede con este tipo de apps y filtros, que ofrecen un plus en una imagen como Snapchat y sus filtros que te cambiaban el sexo, FaceApp prendió las luces de alarma para las personas que se preocupan por su privacidad.

La aplicación disponible para iOS y Android, cuenta con una política de privacidad  confusa en su sitio web, la cual no se ha actualizado desde enero de 2017.

De acuerdo la mencionada política de privacidad, FaceApp recolecta el contenido generado por el usuario (que incluye fotos y videos), además del comportamiento del usuario registrado por herramientas de análisis de terceros, cookies e identificadores de tu dispositivo, con la finalidad de ofrecerte publicidad personalizada.

Asimismo, se menciona que FaceApp no compartirá o venderá tu información a terceros, ya que las únicas personas que tienen acceso a tus datos son aquellas que formen parte de manera legal de Wireless Lab o sean afiliados de la misma.

A la lista se suman los proveedores de servicio, quienes tienen datos de ubicación, identificadores del dispositivo y archivos de registro.

En las políticas de privacidad, también se menciona que la información recopilada de los usuarios es almacenada y procesada en Estados Unidos y otras regiones en donde la empresa, afiliados y socios poseen instalaciones.

Asimismo, FaceApp hace hincapié en que existe la posibilidad de que en algún momento se transfiera dicha información a otro país en donde las leyes de recopilación y uso de datos no sean las mismas, como Rusia, lo que significa que, de desaparecer o ser absorbida por otra compañía, la información recopilada por FaceApp quedaría en manos de terceros y entonces sí, se perdería cualquier control sobre ella.