Hay N versiones de memes y notas en redes que citan lo siguiente: FRASES QUE TE DECÍA TU MAMÁ y no es casualidad que cada vez que las leemos, nos atacamos de la risa. Digan lo que quieran, es un hecho que a todos nos pasó, aunque digamos, «mi mamá es la mejor, única e irrepetible»…

Por Gladys De Gracia – @gladysadg

Sin embargo esta última frase no escapa de toda realidad, porque aunque las “frases de mamá” sea un tema patentado en la maternidad, siempre habrá para cada uno, una palabra, una frase o una historia única que recordar con nuestra mamá.

Y como acá no vamos a mostrarte las frases celebres de todas las mamás, recopiladas en un artículo, hoy yo solo voy a compartir lo que una vez la mía me dijo y que siempre se quedó en mí; no porque sea cómica, sino porque fue de esas frases que se quedan para siempre en tu haber.

Cada mamá posee su estilo y “librito” pero ellas como muchas ya lo son y dirán, «que sabía es o fue mi madre». La mía  tuvo un efecto reparador en mi adolescencia, más que por lo cierto que fui comprendiendo con el pasa del tiempo, es porque significó tiempo más tarde, una frase catalizadora; escucharla hoy en día es saber que sea en mi caso o para otro, está hecho!!!

¿ “Sabes que cada vez que te enojas, lastimas tu hígado?” y así solo te haces  daño a tu misma, sin resolver nada con la otra persona” Hija solo respira, que todo va a estar bien”.

En mis primeros 20 aún la frase me parecía un relámpago…, suena, cae y no pasa nada!, sin efecto;  sin embargo cada vez que me veía molesta con algo o alguien, venía su voz reparadora, y tanto da la gota en el vaso, que llegó el momento de entender que estaba mi mamá,  llena de sabiduría. ¿Qué ganaba yo molesta?…Absolutamente NADA.

Frase que sigue siendo recordada y no acatada al 100% desde el principio, porque admito que, el no estar molesta aún no es sencillo, pero dura menos tiempo ahora que antes. Sin embargo el catalizador de esa frase es que, “Todo va estar bien” sea lo que sea, como venga o lo que tengamos encima en ese momento, decirlo a otro, escucharlo de otra persona o tan solamente pensarlo, logra ese efecto calmante que ella buscó lograr en mí, en ese momento y que hoy en día, permanece!

Cada quien debe tener esa frase de mamá, créeme más que ser una muletilla, aquella que se te venga a la mente en este momento y logre darte esa tranquilidad, es tu efecto multivitamínico.

Si te gustó esta nota y recordaste la frase más icónica de tu mamá, sigue a Gladys @gladysadg