¿Te imaginas cuántas personas afuera arriesgan su vida para salvar la de otros? Durante esta pandemia por el nuevo Coronavirus son muchos los profesionales que han tenido que arriesgarse por el bien común.

Porque es más importante resaltar las buenas acciones, hoy queremos presentarte a Irma Serracín, una doctora panameña que vive en Estados Unidos desde hace 3 años.

Por Martha López – @mass_contenido

Irma trabaja en un hospital de USA en la parte de emergencias, por lo que tiene que darle la cara al COVID19 todos los días. Ejerció su profesión en Panamá por más de 20 años, pero el destino la llevó a otras fronteras, sin embargo su pasión por la medicina y por ayudar a los demás sigue viva hoy más que nunca a pesar de la pandemia.

Relata que cuando un paciente llega al hospital con los síntomas del COVID19 es difícil diagnosticarlo, ya que es un cuadro clínico muy parecido al de otras enfermedades virales e incluso de bacterias que atacan el sistema respiratorio.

Afirma que tienen que hacerles unas preguntas claves y ver qué síntomas presenta: fiebre, escalofríos, decaimiento, tos seca o con expectoración, pérdida del apetito, dolor de cabeza, dolor en articulaciones y demás partes del cuerpo, dificultad para respirar (disnea);  se realiza un examen físico y luego los diferentes exámenes de laboratorio y radiografías. Con esto, pueden o no confirmar un caso de Coronavirus.

Una panameña que atiende la pandemia en Estados Unidos

Irma tiene más de 3 años viviendo en USA, específicamente en Reno-Nevada. Detalla que ha sido difícil vivir lejos de su familia, sin embargo ha estado mucho tiempo viviendo a la distancia, puesto que su carrera de medicina la inició en Polonia y la finalizó en La Habana-Cuba. No obstante, este año tenía planeado venir a Panamá de vacaciones para visitar a su familia, sin embargo no fue posible.

«Mi familia está muy preocupada por mí, y pienso que al igual todos los familiares de todo el personal de salud, pero cada día ellos me apoyan con sus oraciones para que no sea contagiada por el virus. Mi esposo me dijo que renunciara para no exponerme al riesgo de transmisión del COVID19, pero le dije que era mi vocación y si me quedaba en casa me sentiría muy mal al saber que no estaba ayudando en alguna forma para contrarrestar el virus», nos comentó.

También, afirma que la gravedad de la pandemia es diferente en cada estado del país norteamericano. En lugares como Nueva York, los contagios y muertes son muchísimas…  Lo mismo en Nueva Jersey, Illinois, California, pero así mismo hay ciudades donde los casos son pocos e incluso las muertes son pocas como en Alaska, Wyoming y Dakota del Norte.

¿Tienes temor a contagiarte?

«El tema del contagio es algo que pensamos casi todos los trabajadores de la salud, ya que nos enfrentamos a un enemigo invisible que puede estar en cualquier superficie dónde haya contacto con nuestras manos o en cualquier fluido expulsado a través de la tos, estornudos o microgotas de flushing.»

Sin embargo, nos cuenta que ella contrarresta el miedo poniendo todo en manos de Dios. «Dios si ve el virus y es el único que tiene el poder para eliminar toda plaga de mi camino, sin esa Fe en Dios y en su Hijo Jesucristo para mí sería muy difícil enfrentar cada día el reto de entrar al hospital, ya que el contagio es muy fácil.»

¿Cómo es el protocolo de limpieza que tiene que seguir al salir del hospital?

Desde que los doctores y personal médico salen del hospital, relata que deben seguir protocolos de limpieza con los uniformes, zapatos y lavado de manos.

«Al llegar a casa se evita el contacto de esa ropa con la de los demás familiares en casa. Incluso en el personal del servicio de urgencias médicas, al llegar al hospital tiene que ponerse un uniforme que usa durante todo su turno y antes de retirarse se lo quita y lo coloca en una máquina especial donde es lavado inmediatamente.»

Irma nos contó que las personas pueden ayudarles mucho a contrarrestar la pandemia, primero teniendo fe en Dios y luego cooperar con las medidas de prevención del Coronavirus.

«Lo que más deseo como médico, en estos momentos, es que las personas tengan primero la Fe en Dios para poder enfrentar lo que representa el reto de una pandemia porque sólo con el poder sobrenatural de nuestro Padre celestial podremos salir adelante. Segundo, me gustaría que las personas cooperaran con las medidas de prevención del contagio, ya que si lavamos las manos constantemente, no nos tocamos la cara, usamos las mascarillas, guardamos la distancia social y evitamos aglomeraciones, evitamos muchos contagios y así infectados y muertes.

Irma se caracteriza por ser una mujer muy creyente. «Invito a todo el que no haya hecho la oración de arrepentimiento que allí dónde se encuentre, incline su cabeza, cierre sus ojos y le pida perdón a Dios por sus pecados y acepte a Jesucristo cómo su Salvador personal, confiese con su boca que Jesucristo es el Hijo de Dios y vino al mundo a derramar su Sangre preciosa por nuestros pecados, es lo único y lo más valioso que podemos hacer porque el día de mañana no está prometido para nadie.» nos comparte.

¡Gracias Irma por darnos esta entrevista, te admiramos mucho por la labor que haces y estamos muy orgullosos de que seas panameña y que brilles y ayudes fuera de tus fronteras!