Seguro todos tenemos alguna anécdota buena o mala  con las matemáticas. Desde que tengo uso de memoria corre el rumor  de que existe un monstruo en las  escuelas que asusta mucho a los niños, padres y hasta maestros: las matemáticas.  

¿Son las matemáticas tan complicadas? Lo cierto es que no es, ni debe ser así, el miedo que sentimos por las matemáticas está relacionado con la manera en que lo aprendemos.

Por Nathalie Pinzón – @nathalieitej

 

En  la mayoría de  las escuelas  del mundo  por no decir que  en todas, las matemáticas son muy importantes en el currículo académico, como parte de la formación para la vida. Sin embargo existe un alto índice de fracasos  en la asignatura de matemáticas para primaria y secundaria e inclusive en la universidad.

También puedes leer 3 Acciones efectivas que DEBES HACER si tu hijo saca mala calificación

Es entonces cuando surgen miles de interrogantes, hipótesis o comentarios sobre cuál es la mejor manera de que los niños aprendan matemáticas sin crearles miedos en el futuro. Niños y adultos que comprendan y valoren el significado e importancia de las matemáticas. Que no crean el cuento de que es un monstruo.

La mejor manera de que un niño aprenda las matemáticas es con mucho amor, paciencia y comprensión.  Hay una famosa cita de Benjamín  Franklin la cual nos da por completo la clave “Dime y lo olvido, enséñame y lo recuerdo, involúcrame y lo aprendo.”  Ese es nuestro deseo que los niños  puedan crear aprendizajes significativos que duren para siempre, que comprendan  el por qué y para que de las cosas.

Algunos  aspectos a tomar en cuenta para que tu hijo aprenda matemáticas sin miedos son:

  • Respetar el proceso de desarrollo según las edades, no podemos pretender que un niño sepa más  de lo que le corresponde a su edad, realizar cosas que no van con la edad no es beneficiosa por lo contrario  causa miedos y frustraciones en el niño.
  • Respetar las diferencias individuales,  el ser humano es muy dado a comparar y los padres no escapamos de eso, y  aunque tenga que repetirlo mil veces, lo diré, cada niño  es un mundo, con capacidades y habilidades, con ritmo y estilo de aprendizaje distintos.
  • Relacionar las matemáticas con la vida cotidiana, generalmente los niños y aun adultos nos preguntamos para que nos sirve saber algo, es necesario que el niño comprenda la importancia, el uso y sobre todo la relación  que existe entre su vida, actividades y lo que está aprendiendo. Esto ayudara a despertar su interés por aprender ya que le está dando sentido a la información que tiene.
  • Utilizar las herramientas adecuadas, la educación aburrida, tradicional y monótona debe pasar a la historia. Hoy en día existen  muchos materiales que podemos utilizar para que los niños aprendan la matemática de una forma muy divertida. Juegos, canciones, rondas, materiales didácticos, para todas las  necesidades. No te preocupes  si no tienes mucho dinero también puedes fabricarlos con materiales reciclables. Involucra al niño, se creativo en invéntate algo.Tu niño lo va a disfrutar y va a aprender.

Si te gustó esta nota, sigue a Nathalie en su Instagram aquí.