Preguntando a algunas mujeres sobre lo que entienden por autocuidado, me di cuenta que la percepción se queda corta… Por otra parte hemos adoptado rutinas o estilos de vida ceñidos a esquemas tradicionales que restan más de lo que suman.

Siento que con la cuarentena se evidenció la posibilidad de replantear nuestro estilo de vida, donde auto cuidarnos fortalezca nuestro amor propio y autoestima.

Por Laura Bolívar –  @bienestar_delivery

Si bien es cierto que una tarde de spa, embellecernos en un salón de belleza, comprar ropa nueva, wine con amigas, pasear, comer saludable y hacer ejercicio están incluidos y nos hace mucho bien, la aplicabilidad va más allá.

Generar balance sostenible, que nos ayude aumentar nuestra calidad de vida, y entender que cuidar de nuestro yo físico y emocional diariamente, nos puede salvar la vida a largo plazo.

Illustration of best friends having fun together pack

Entonces aquí viene mi reflexión sobre el verdadero significado y los esquemas de vida impuestos…

Hemos seguido patrones por tradición sin detenernos a pensar si tienen sentido o no para nosotros. ¿Qué relación tiene lo uno con lo otro? Sigue leyendo para explicarte.

Según Wikipedia autocuidado es cualquier acción reguladora del funcionamiento del ser humano que se encuentra bajo el control del propio individuo, realizada de forma deliberada y por iniciativa propia.

¡Wow! Demasiado técnico. Continué y más abajo decía: En la filosofía, el autocuidado hace referencia al cuidado y cultivo de uno mismo en un sentido amplio, centrándose en particular en el alma y el conocimiento del propio individuo.

¡Boom! En esta parte todo me hizo clic…

Thoughtful woman leaning on railing

Sin embargo existe una gran brecha entre esa definición y lo que nos aprendimos.

LEE TAMBIÉN: Prácticas que pueden derrumbar la tristeza y hasta depresión 

En mi casa me enseñaron a levantarme, orar, tender la cama, arreglar mi cuarto, bañarme, desayunar y entonces arrancar con mis responsabilidades. Mis padres siempre han sido consentidores y complacientes, pero cumplir y portarse bien era lo primero. Luego de esto, ya si podíamos hacer lo que nos «gustaba».

Compré el discurso de que para ganar más había que trabajar más. Los días felices eran los fines de semana y las vacaciones. Trabajar poco y ganar buen dinero era impensable para un simple mortal como uno. De hecho era raro ver gente con días libres en la semana, que pudiera ir a mercar o al banco en horario laboral. Las mujeres que delegaran sus obligaciones en el hogar eras pocas.

Elderly couples talking about finance with piggy bank

Las personas trabajaban, se casaban, tenían hijos, trabajaban más y esperaban disfrutar luego con la jubilación y los ahorros.

Cuando ya me hice adulta y tuve mi propio hogar, me vi haciendo automáticamente lo mismo. Le daba prioridad a cumplir y tener todo en orden. Organizaba a mi hija y ahí si empezaba a laborar, cuando ya habían pasado horas. Entonces me sentía angustiada, porque sentía que ya no me iba a alcanzar el día para todo lo que tenía planeado de trabajo o personal. Entre una cosa y otra me sorprendía la noche. Contratar a alguien no era una opción por creer que estaba mal. Resumen: Agotada, frustrada y con el 90% por hacer a pesar que había hecho un montón de cosas. Las urgentes pero no las importantes.

Effective time management symbols flat elements set with tasks planning training activities schedule checkpoints isolated

Ya en el contexto actual de mujeres emprendedoras, empoderadas y autosuficientes. Con toda esta explosión de la educación en habilidades blandas y en el enfoque hacia el ser: mindfullnes, productividad, homeschooling, educación financiera, batching, entre otras, puedo asegurar convencida que autocuidado tiene todo que ver con conexión, con tu esencia, autoconocimiento, creatividad, valentía y conciencia. 

Estas 10 cosas te indican lo que realmente es:

  1. Cuidar tu cuerpo, tu alma y tus emociones con la misma dedicación e importancia
  2. Establecer límites emocionales. Conocerte tan bien que sepas exactamente que aceptas y que no. Entorno sano
  3. Balancear tus diferentes roles
  4. Hacer más del lo que te gusta y menos de lo que te toca por decisión propia
  5. Ser tan libre como tus sueños y tu propósito te den la capacidad.
  6. Tener siempre presente que tu eres la única que puede decidir que hace con sus 24 horas del día
  7. Elegir rutinas que fluyan de acuerdo a tus ciclos
  8. Mantener los espacios físicos donde habitas livianos, frescos y agradables. Practicar el desapego de cosas es super liberador.
  9. Conectarte continuamente con el placer y el gozo
  10. Establecer un estilo de vida personalizado, fundamentado en la libertad

Smile woman holds heart shape on own. love emotion (focus shirt)

¿Qué me ha ayudado a alimentar mi autocuidado?

Leer. La semana laboral de 4 horas, Do Less y Máxima Eficacia han sido grandes referentes. No te quedes en la teoría, aplica, aplica, aplica.

Rodearme de personas que lleven el estilo de vida que tengo como ideal.

Me time. Mi práctica espiritual y momentos exclusivos para mi no son negociables.  Así tenga que esconderme en el baño o escapar unas horas.

Busco conectarme con el placer y mi energía creadora a través de la meditación, el yoga, el baile y otras prácticas.

Reír mucho, sesiones de spa, maquillaje o fotos, películas y series divertidas sobre mujeres, mis uñas pintadas y accesorios jamás están fuera de mi lista.

Administrar lo mejor posible mi tiempo y ¡si! eso incluye horas de no hacer nada.

Delegar y buscar apoyo en los issues en los que no vale la pena invertir mi tiempo ni desgastarme. Aplica para el hogar y el trabajo.

Medium shot happy brunette woman with book

De verdad dejó de importarme si desayuno tarde o me baño a medio día. Trabajo en pijama hasta que todos se despierten. Acumulo trates sucios hasta el almuerzo. Educo a mi hija en la mañana y trabajo en la tarde o viceversa.  Si tengo el look actualizado o no. No hago yo misma todo en mi emprendimiento y en casa. Creo que importa más sentirse tranquila, satisfecha y feliz.

Como mamás siento que es muy importante que eduquemos con ejemplo a nuestros hijos bajo estas premisas también. Que ellos aprendan el cuidado por su ser, a sentirse satisfechos con quienes son y con sus habilidades. A cultivar la conexión con su cuerpo y sus ciclos. Que ya el color rosa no aplica solo para las mujeres y que los hombres también pueden cocinar y portear su bebé. Que vinimos a ser felices y no podemos distraernos.

El autocuidado es el pilar de una vida plena. Podrás encontrar contenido, tips, productos y herramientas para alimentar tu capacidad de autocuidado en mi cuenta @bienstar_delivery. Siempre estoy a un chat o una videollamada para apoyarte. ¡¡¡Cuentas conmigo!!!

 

 

 

 

 

Soy Laura Bolívar. Colombiana. Una parte de mi corazón le pertenece a Panamá. Mi esposo y mi hija Cata, de 5 años, son panameños. Familia homeschooler en desarrollo. El emprendimiento y la maternidad llegaron al mismo tiempo a mi vida para cambiarme para siempre. CEO de Bienestar Delivery @bienestar_delivery, donde me dedico a ayudar a las personas a mejorar su estilo de vida a través del autocuidado de su cuerpo, su hogar y del planeta.  Cuento con un portafolio de productos de origen botánico y orgánico, y una serie de eventos digitales para apoyar este propósito. Creativa, auténtica y solidaria por naturaleza. Mi frase favorita: "el que busca encuentra". Siempre que desees algo encontrarás la manera. Me ocupa la problemática ambiental y estoy muy comprometida con la conservación del medio ambiente: Soy Embajadora certificada del Movimiento Conciencia H2O que tiene como objetivo crear hogares ecológicos con hábitos de consumo sostenible que protejan el agua y a todas las especies. Encontré en la meditación una práctica que me ayuda a guiarme, a sanarme y a liberarme todos los días. Escribir, bailar, viajar y ayudar a los demás me conectan con mi esencia. Mi mayor deseo es vivir en una hermosa casa campestre, que tenga una granja sostenible y un mercadito saludable, donde la gente pueda tener experiencias memorables y encontrar productos 100% limpios, artesanales y ecológicos. Estoy a un click de apoyarte y orientarte en el camino del autocuidado.