Por Deylin Hernández – @gestandod y el @baulmontessori.
En algunas familias los niños ayuden en las tareas domésticas, y ellos lo hacen sin protestar. En otras, los padres deben dejar de hacer las cosas por tus hijos.

Cuando un niño es capaz de hacer las cosas por sí mismo, fortalece su autoestima.  Los padres podemos y debemos fomentar la autonomía, debes… dejar de hacer las cosas por tus hijos!

Por qué debes dejar de hacer las cosas por tus hijos

Queremos niños autónomos, que aprendan el día a día; que tengan aprendizajes significativos.

Sin embargo, llevamos una rutina tan rápida y con tiempos limitados que terminamos creando el hábito de hacerles las cosas a los pequeños:

Actividades comunes como bañarlo, vestirle, amarrar sus trenzas, entre otras acciones, en ocasiones ellos desean intervenir en la misma y somos nosotros los que no le permitimos hacerlo.

Confianza

Queremos fomentar la confianza en él, vamos a darle la oportunidad de hacerlo, pensemos en la autonomía del niño, porque en caso contrario le cortamos sus alitas y menguamos su iniciativa.

Le damos como pretexto: «todavía necesitas ayuda» y es el preciso momento para hacerlo participar y que aprenda a hacerlo por sí solo.

El éxito recae en apreciar esas ganas, esa colaboración, ese interés y darle la oportunidad de hacerlo aceptando su colaboración; lo que fomentará su independencia.

Por qué debes dejar de hacer las cosas por tus hijos

Enséñame a hacerlo solo

Si lo necesita, pedirá ayuda, con esto estaremos fomentando bases sólidas para su vida adulta.

Cuando conocemos una filosofía como la Montessori y vemos sus beneficios de llevarla en casa, queremos hacerlo ya.

Hay tanta información que no sabemos por dónde iniciar, se debe comenzar por lo básico y es preparando el ambiente de aprendizaje.

El cambio comienza aquí,  en dejar de hacer las cosas por tus hijos

Algunas adaptaciones para que nuestros pequeños puedan realizar de forma autónoma algunas actividades sencillas como: cepillarse, lavarse las manos, tomar agua, poner la ropa sucia en su lugar y hasta vestirse.
Son muchas de las cosa que podemos colocar a su nivel para apoyarlo en su autonomía.

A lo largo de un día pongamos atención y estudiemos qué puede hacer nuestro pequeño sin ayuda, reorganicemos ese entorno para que él tenga lugar o facilidad de hacer dicha actividad.

Dejemos de subestimar las capacidades de nuestros pequeños y comencemos a ver lo que realmente son capaces de hacer.

A su Tamaño

En casa, por ejemplo; tengo banquitos para que mis pequeños puedan lavarse las manos por si solos e igual en el baño del aula.

En casa también adapte un espacio para que ellos puedan tener libros a su alcance y disponer de los mismos cuando lo deseen.

Crecer como una persona autónoma, capaz, responsable y con la certeza de que sus padres confían en él.

Así que dejar de hacer las cosas por tus hijos.

Permite a este pequeño formar bases sólidas para su futuro, donde acompañemos con nuestra observación a nuestros pequeños en este descubrimiento del mundo.

niños independientes

El ambiente Montessori y los beneficios al dejar de hacer las cosas por tus hijos

Es un lugar ordenado, simple y real, donde cada elemento tiene su razón de ser en el desarrollo del niño, adaptado al tamaño del niño, con estanterías bajas y mesas pequeñas.

Si tenemos suficiente espacio organizado por áreas temáticas, los niños utilizan el material eligiendolo, usándolo todo el tiempo que consideren y devolviéndolo finalmente a la estantería.

El ambiente preparado promueve un niño independiente, con libertad y  autodisciplina donde el niño encuentra actividades que den respuesta a sus necesidades de desarrollo.

Si tienes más de un hijo, esto favorece la cooperación entre los niños, el deseo de aprender, el respeto mutuo, aprender al enseñar a otros.

Lee también: El SECRETO para que tus hijos sean independientes

Algunos tips para a crear un ambiente Montessori en casa

  • Lo primero es el orden, tener el material, el tema y los juguetes ordenados en estanterías bajas para que ellos mismos los puedan elegir.
  • Facilitar el acceso. En este punto podemos incluir una mat o alfombra que el niño la despliega cuando vaya a sacar un material.

Así delimitamos el área donde el niño va a esparcir el material, lo que hará que sea más sencillo recogerlo.

  • Tomar en cuenta el tamaño del niño

Estanterías bajas, una mesa y silla baja, una torre de aprendizaje o un banco para que el niño se pueda subir con fácil acceso.

  • En el dormitorio y tomando en cuenta su edad, podemos comenzar con el colchón en el suelo para que se pueda acostar y levantar.

A medida que va creciendo llevarlo acorde a donde el niño pueda pararse y acostarse sin límites.

  • En la mesa, manteles o tapete a la hora de comer.

Los cubiertos a su alcance para que él los lleve a la mesa, estos cubiertos deberían ser reales y acorde al tamaño del niño.

  • Si tenemos un jardín, ¡genial! ya que el niño tendrá contacto con la naturaleza.

En caso contrario sembremos algunas plantas en maceta y otorgamos al niño la responsabilidad de cuidar la planta.

niños independientes

Le recomiendo leer el libro  Huerto en casa: en tierra o en maceta

Aunque estos pasos le parezcan insignificantes en “Lo esencial es invisible a los ojos” como dice la frase autoría del escritor francés Antoine de Saint-Exupéry.

El verdadero valor de las cosas no siempre es evidente, deja de hacer las cosas por tus hijos e inspírate en la filosofía Montessori

Me despido, soy Deylin Hernández de @gestandod y el @baulmontessori.

Mi correo por si desean saber algo o quieren que hable de algún tema hernandezdeylin@gmail.com Los espero en la próxima entrega.

Educadora, Ingeniera en Sistemas y mamá de dos niños dinámicos. Estudia Pedagogías Alternativas desde el 2009, Enamorada de la filosofía Montessori lo cual lleva en el día a día Sígueme en Instagram: @gestandod o @baulmontessori