¿Gritas o gimes?
“Nunca gritos, siempre gemidos suaves… He notado que gritar hace que mi pareja pierda la concentración” Una mujer casada.

¿Alguna vez te has privado de emitir sonidos, gemidos o gritos mientras estas teniendo relaciones sexuales con tu pareja? Si tu respuesta es afirmativa esta nota es para ti.

Por Franchesca Roselie – @froselie

Muchas personas consideran que los gemidos, gritos y ruidos durante el sexo son una clara muestra de excitación, sin embargo, en ocasiones suele provocarnos algo de “vergüenza” emitirlos al intimar con nuestra pareja.
Esto puede ser porque nos preocupa qué puede pensar la otra persona, existen un sin número de tabúes que hacen que seamos “medidas” durante el sexo, sobre todo si se trata de expresarnos abiertamente.

«Todo depende del momento, hay ocasiones en las que suelo gritar ni tanto un grito, es un ruido más intenso, pero depende mucho del lugar.«
Una mujer

Según expertos en sexología no hay nada que disminuya más la libido que mantener relaciones sexuales con alguien que no emita sonido alguno durante el sexo. El gemido es definido como una «vocalización copulatoria», la cual forma parte del juego de la excitación, tal y como defienden los expertos. Utilizada comúnmente con el fin de conseguir una mayor satisfacción, ya no solo propia sino también de la pareja sexual.

«La verdad soy bastante eufórica y me gusta que la persona que está conmigo sepa realmente lo que siento y si en el momento me produce gritar, grito.» Una mujer casada.

Quizá te interese: Los ruidos de mi vecina… ¿El sexo romántico existe?

¿Qué provoca los gemidos durante el sexo?

Es importante tener en cuenta que el gemido no solo es un jadeo para expresar satisfacción sexual. Podemos decir que es todo un idioma dentro del acto carnal y cada persona tiene su propia forma de expresarlo. Desde exclamaciones, sonidos realizados con la respiración de diferentes intensidades hasta palabras -e incluso soeces-.

Gemidos, gritos y ruidos… Una invitación al sexo sin tabúes
«Creo que soy más de gemir que de gritar, aunque depende muchísimo de la forma en que se esté dando puede ser rudo o lento y eso afectará los gemidos.» Una mujer

Beneficios de los gemidos

  • Ayudan a reforzar la autoestima de la pareja.
  • Guían a la pareja para reconocer lo que más nos gusta en el sexo.
  • Potencian el deseo sexual
  • Ayudan a superar bloqueos mentales provocados por malas experiencias previas.
  • Inspiran pasión en la pareja.

En 2011, unos investigadores descubrieron que, justo antes y durante el orgasmo, las mujeres hacían más ruido, Lo que denominaron «vocalizaciones femeninas copuladoras», de forma voluntaria en el 66% de los casos, afirmando ser conocedoras del disfrute que provoca en los hombres al escuchar sus gemidos en la cama. Estos estímulos podrían inducir el orgasmo masculino y aumentar su autoestima. De hecho, el el 87% reconocía hacerlo por esa razón, según el estudio publicado en periódico Archives of Sexual Behavior.

«Yo diría que una mezcla de las dos cosas… pero gemir, siempre gemir.»
Una mujer casada

¿Y los hombres gimen?

Está claro que la mayoría de los hombres consideran que gemir no es nada masculino; me atrevo a decir que puede ser debido al exceso de pornografía en la que se toman los gemidos como algo netamente femenino asociado al placer que recibe por las destrezas de su pareja en la intimidad.
Según el Psicólogo Eliecer P. Rivera, los hombres se concentran más en disfrutar del placer que en gemir, ya que consideran que esta reacción de placer está dirigida solo para las féminas, aparte de que no saben cómo hacerlo.

«Debo confesar que antes prefería cubrir mi boca para que los sonidos no fuesen evidentes, pero con el paso de los años eso quedó atrás. Ahora disfruto al máximo, a veces gimo, grito o emito algún ruido “extraño”…
Sin restricciones.» Una mujer
¿Es-posible-llegar-al-orgasmo-a-la-vez4 (1)

Cada persona tiene su forma de expresar excitación y saborea el climàx de una manera diferente, por ello no gemir está bien, no es malo ni significa que no le guste. Como gemir mucho tampoco lo es, solo significa «estoy disfrutando».

Recuerda que los gemidos son algo natural, por ello te recomiendo que le restes importancia al qué dirán y dejes de reprimirlos, ya que brindan efectos positivos que vale la  pena disfrutar.

Sigue a Franchesca a través de IG – @froselie

Lic. en Mercadeo y Relaciones Públicas; profesionalmente me he desarrollado en las áreas comerciales, administrativas y de ATC. Me apasiona escribir y hablo mucho sólo si la situación lo amerita... Siempre que incluya vino, libros o café será un buen plan para mí Multifacética al 1000% y fiel creyente de la equidad y de la grandeza del ser humano. Mi lema: ¡Arriésgate porque de los cobardes no se ha escrito nada! Tres de mis cualidades: alegre, paciente y esforzada